Connect with us

OPINIONES

De primarias y “últimarias”. Por Pablo Mckinney

“La decadencia de un partido inicia cuando, harto de gana siempre, comienza a creerse sus propias mentiras”. JPV (Tito)

UN MASTER, DOS CREMAS Y UN ADIÓS. – Mientras en Madrid, dos cremas de belleza de 40 euros, no pagadas en una tienda en 2011, más un Master en Derecho Constitucional no realizado pero presentado como tal en un CV, han acabado con la carrera de la presidente la Comunidad Autónoma de Madrid, Cristina Cifuentes; en Dominicana, no es ninguna crema Sudorina Estrella Azul, ni ungüento Ben-Gay, sino una Ley de Partidos y su tipo de primarias, la que amenaza con hacer renunciar al PLD, no de la Comunidad Autónoma de Baní, ¡gran urbe!, sino de la administración del Estado, y ya me explico.

Hace unos días presentaba uno aquí los numeritos de la querella que mantiene en guerra a los peledeístas, intentado explicar la falta de votos de diputados para lograr la aprobación de esa Ley de Partidos con el modelo abierto de primarias, lo que está obligando a la parte interesada en el asunto a celebrar reuniones con los diputados faltantes, a quienes se intenta convencer con sesudos razonamientos y enjundiosos análisis, siempre cuidándose de no ofender la dignidad ni el honor de los honorables, lo que está muy bien, pues en este país, l gente siempre piensa lo peor, así, Usted entra con santa dama a un motel y las malas lenguas de inmediato dan por un hecho que andaba en cosas de santo fornicio.

LA FOTO DE LA FELICIDAD. – Ahora, (imagina uno que, animado por la buena foto que todos los diarios importantes sacaron en primera el pasado lunes, y donde aparece más feliz que un cura, al lado del presidente Danilo Medina;) ahora, el presidente Hipólito Mejía nos recuerda que, aunque su partido se reunió sin él, y decidió que sus legisladores rechazaran la modalidad abierta de las primarias, él siempre las ha apoyado, lo que hace menos ardua y facilita la dura tarea del grupo A de los peledeístas que buscan convencer a los diputados del PRM para que desoigan los lineamientos de su partido y apoyen las primarias abiertas, lo que al mismo tiempo provocaría una crisis a lo interno del PRM, que encabeza la oposición y hoy se esfuerza seriamente por llegar a ser una verdadera organización política. Todo lo anterior demuestra que el hurto de unas cremas madrileñas y la falsificación de un Master universitario, vienen a ser el discurso de un mudo, el andar de un preso, o sea, nada, el pellizco de ñoco, al lado de lo que en la política dominicana puede provocar el affaire de los peledeístas and friends por el tipo de primarias a escoger para la ley de partidos.

¿OBLIGADO A LO IMPOSIBLE? Así andaban las cosas, entre cremas, master, renuncias, y honorables, cuando aparece el presidente de la JCE, Dr. Julio César Castaños Guzmán como orador invitado a un almuerzo (con muy buen vino) organizado y pagado por la Cámara Americana de Comercio, –y con la lógica presencia de nuestra aristocracia del capital y una duquesa muda, ay–, para informar que, de ser aprobadas, el costo de organizar las primarias abiertas y simultáneas ascendería a 5 mil 628 pesos, y significaría “organizar elecciones primarias obligatorias para todos los partidos en noviembre del 2019, elecciones municipales en febrero del 2020 (con el estreno de voto preferencial para regidores y vocales) y presidenciales y congresuales en mayo del mismo año); y, eventualmente, la posibilidad de una segunda vuelta, en el nivel presidencial, que tendría lugar el último domingo de junio del 2020, lo cual equivaldría a celebrar cuatro elecciones entre noviembre de 2019 y junio de 2020”. Y todo esto en un país donde la marrullería política incluye nunca aceptar una derrota electoral sin importar resultados y, si meses antes, gracias a nuestras encuestas, sabemos que esa derrota es inevitable, entonces nos dedicamos a desprestigiar al arbitro para justificarnos.

EL “PERO” NO PRONUNCIADO, PERO. – Si bien es cierto que el presidente de la Junta dijo que la institución está preparada “para dar cumplimiento a la ley”, no es mentira que, sin pronunciarlo, puso un PERO, un “sin embargo”, cuando también recordó que “nadie está obligado a lo imposible”,oiga Usted, que por el doctor Balaguer sabe uno que nada es tan útil como un cara de pendejo, pero eso sí: bien administrada”. No sé si me explico. Entonces, cuidémonos de estas primarias, que al paso que va la procesión, ellas podrían ser el inicio de las “ultimarias”. Con su permiso.

Use Facebook to Comment on this Post

Advertisement

Martinez Moya

Alerta política. Por Rosario Espinal

Arranca el vuelo. Apriétense los cinturones. Se anuncia mal tiempo. Comenzó la campaña electoral sin calendario ni apego a las leyes, viejas o nuevas. Salieron de la gatera las huestes reeleccionistas y antirreeleccionistas. ¿Choque de trenes? ¿Guerra a muerte? ¿Constitución violada? ¿División? ¿Democracia? ¡Oh no!

Habrá pelea fuerte en el PLD, en el PRM, y en muchos minoritarios que no saben qué hacer para disfrutar del poder.

El panorama se vislumbra incierto y no hay remedio. La gente ya quiere saber quién ganará en el 2020, pero aún no hay candidatos escogidos, ni siquiera están en el roster todos los precandidatos posibles.

Se siente la impaciencia. Se alborotan los activistas, los interactivos, los comentaristas, los terroristas de la palabra en las redes.

Los políticos están dislocándose. Todos fajados a ver si ganan por lo menos un palé. El mismo cántico resuena en las provincias y los municipios. Las mismas ambiciones dibujadas con engaños. ¡Más de lo mismo!

En el PLD sobran aspirantes. ¿Quién estará subvencionando tantos precandidatos sin futuro inmediato? ¿Y hay tantos cuartos para tirar al aire?

El cuadrilátero lo dominan Leonel y Danilo. Uno ya salió de cuerpo entero y el otro de medio cuerpo. Pronto se reencontrarán cara a cara como en el 2015: un ganador y un derrotado. Los demás a su redil; unos minutos de fama, algunos carteles y se acabó.

El PLD es ya prisionero del mal endémico: el caudillismo. La fábrica de presidentes fue un decir, metáfora para los anales de la historia. Danilo y Leonel marcan el ritmo jugando a las escondidas a plenas luz del día. Si no fuera porque la política tiene tantas consecuencias serias, el espectáculo sería digno de una ligera comedia. El acto se inicia patético, realmente patético. Leonel por volver y Danilo por quedarse. ¿Será un replay?

En el PRM falta un cuarto bate. Hipólito estropea los juegos. Abinader espera pacientemente y da toquecitos al pitcher que no alcanzan para llegar a primera. No hay avance y se desalientan las gradas. Mucha gente se queja, mucha gente espera. Los desempleados, los mal empleados, en este país de dádivas estatales. No es fácil estar abajo. Los dirigentes no se dan cuenta porque siempre están arriba, no importa del partido que sean.

La ilusión de una tercera fuerza se va marchitando nuevamente. Y si surgiera, se vislumbra horrenda. Algún fascista podría ser la respuesta al creciente descontento ciudadano por la corrupción y la delincuencia.

La política del cálculo en la que se ha embarcado el PLD generará eventualmente la búsqueda de pasión política. Algún “redentor” prometerá la “salvación”. Pero el país no ha llegado aún al punto de saturación. Para eso se necesita una crisis de la macroeconomía, aunque en teoría no lo entienda la inmensa mayoría.

En el 2020 habrá una guerra de papeletas, y quien más tenga se impondrá. Solo un potente jonronero en el PRM podría detener la avalancha del PLD, después que en el morado se produzca el remate y se coloquen en fila todos los candidatos para volver. Arriba con presión es lo más cercano a la gloria, piensan los peledeístas.

Alerta: el país entra en tiempo de peligro político.

Cuidado con exasperarse, pelear en la calle, o enemistarse por politiquería. No se le ocurra matar ni golpear a nadie en medio de un pique. No arriesgue su vida ni la de su familia. Evite contaminarse con los malos modales de las redes sociales.

Infórmese, reflexione y tome decisiones. Es el mejor antídoto al desparpajo político.

Use Facebook to Comment on this Post

Continue Reading

OPINIONES

El “cadáver” de Rubén

Por Teodoro Ruiz

El diputado por el Partido de la Liberación Dominicana (PLD), Rubén Maldonado, ha hecho la severa advertencia de que para modificar la constitución dominicana y restablecer el derecho Fundamental-Constitucional del actual presidente, para volver a presentarse por ante el electorado, “habrá que pasar sobre su cadáver”.
Es, sin lugar a dudas, una declaración muy comprometedora la que hace el “legislador” al advertir su rebeldía y disposición de “morir”, política o físicamente, en su intento por negar un derecho que, personalmente a él, le ha beneficiado por más de 20 años desde que dejó atrás la miseria del Majagual, en Sabana Perdida, donde su harapienta infancia se confundía con la nada y el desamor de un núcleo familiar disfuncional.
Este “legislador”, de naturaleza temperamental-agresiva, logró dejar atrás sus tiempos de carencias, al llegar en el año 2002, a la cámara de diputados, con los auspicios y el apoyo del hoy presidente Danilo Medina, a quien precisamente pretende negarle el derecho de ejercer sus derechos cívicos ciudadanos. Cuanta ironía!
Rubén, imposibilitado por su falta de formación académica y moral, no alcanza a comprender la dimensión de su oferta de convertir su cuerpo en cadáver, cuando en realidad no llega ni a carroña.
La imagen del “asambleísta”, deteriorada hasta los cimientos de sus orígenes, es poco menos que la de un “cadáver”. Está tan descompuesta, moral y socialmente que ni ofertándose en inmolación es correspondido.
A nadie le gusta estar cerca de un cuerpo en descomposición, y Rubén lo advierte, se sabe rechazado, descubierto en su empedernida sed de crecer, sin meritos visibles, proclive a la traición y al oportunismo.
Desde su llegada al congreso, las manos de Rubén han girado en dirección del oprobio. Más de una vez se han levantado en apoyo a modificaciones de la carta magna, modificaciones que le han favorecido consustancialmente a él, ya sea para ampliarse el periodo de gestión o para engrosar sus holgadas finanzas que le proyectan como un “hombre de éxito”.
La imagen de Rubén, aun con todos los bienes que posee, con su casa de veraneo en bávaro, sus apartamentos de lujos, sus coches y su colección de Venezolanas sodomizadas, aun con todos los “billetes” que ha logrado acumular para alejarse del fantasma miserable de su pasado; aun con sus caros y embriagantes perfumes, sus gafas de más de cien mil pesos y sus manos manicureadas e hidratadas que se levantan agresivas en el hemiciclo cameral y que luego se refugian en las profundidades de su cuerpo, atraídas por el escozor de los oxiuros, no llega ni a carroña!!

Use Facebook to Comment on this Post

Continue Reading

ENCUESTA LIBRE

¿Esta el país preparado para el voto automatizado?

Loading ... Loading ...

Facebook

Twitter #Dominicanos

Advertisement

Trending