Connect with us

Martinez Moya

¿Cuál es el octavo continente?. Por Homero Luciano

Por: Homero Luciano

El fin de semana pasado, el distinguido Obispo Esteban Rodríguez, Pastor del Centro Cristiano El Pan de Vida, localizado en la ciudad de Kissimmee, nos invitó a participar como espectador por segundo año consecutivo del seminario INNOVANDO PARA LIDERAR, actividad dirigida a los miembros de dicha congregación y que tiene como objetivo, formar “una nueva generación de líderes para que sean el relevo, y darle continuidad a la misión, armados con las estrategias necesarias para enfrentar los cambios culturales e intergeneracionales, que afectan el modelo del liderazgo de hoy”.

Confieso que mas provechoso no podía ser. El Lic. Mauricio Sánchez, (Misión Urbana en un Mundo Globalizado) la Dra. Liana Saenz (El Octavo continente: El impacto de la cultura en el Lider) y el Dr. Elías Rodríguez, (Como Liderar Nuevos Líderes), cada uno expuso y desarrolló con magistral destreza su tema, llamándonos particular atención el que desarrollara la Dra. Liana Saenz, y de cuya ponencia me he permitido recrear el presente artículo.

Durante muchos años hablábamos de los cinco clásicos continentes (América, Europa, África, Asia y Oceanía), graficados estos en los cinco aros del Olimpismo internacional y en Naciones Unidas. Más adelante, según la densidad poblacional y geográfica se han ido sumando continentes, hasta que recientemente, un equipo de investigadores de la División de Ciencias Oceánicas de la Fundación Nacional de Ciencias norteamericana, informa que actualmente son ocho los continentes. Este octavo continente es Zelandia, que tiene el tamaño de la India y el mismo desapareció bajo las aguas del océano Pacífico, hace más de sesenta millones de años.

Pero Zelandia, ante el desastre medio ambiental imperante, compite con otra superficie que se le atribuye también la categoría de octavo continente. Se trata de una isla de basura 97 veces más extensa que Holanda y de unos 30 metros de espesor ubicado en el noreste del océano Pacífico.

La Dra. Liana Saenz, quien entre otras cosas es consultora certificada en perfiles culturales y liderazgo global, en su ponencia, nos habló con entusiasmo de lo que a su juicio constituye el Octavo Continente, ese que está impactando la cultura del liderazgo de hoy. Categóricamente esta brillante profesional afirma que: “Mientras el mundo se convierte en una comunidad, la Internet se convierte en el lugar donde miles de millones de usuarios se reúnen todos los días. Me atrevo a decir que el octavo continente, no es un montón de basura en un lugar lejano. El Octavo continente es el Internet, con 3.9 billones o más de habitantes”.

El liderazgo de hoy está compelido, mediante las nuevas tecnologías, a ser un ente global para poder desarrollar sus talentos y alcanzar el éxito. Entre la inmensidad de un mundo sumergido y la extensa superficie de basura, urge habitar en este nuevo mundo global, con sus retos y desafíos. Como gestor cultural y activista político, pondero las conceptualizaciones de la Dra. Saenz, a la vez que saludo la iniciativa del Obispo Esteban Rodríguez, por su proactiva visión como formador del nuevo liderazgo en su congregación y en nuestra comunidad. Mi gratitud por la gentileza de su invitación, y estimo propicia la ocasión para que nos animemos a ser parte como líderes globales, del Octavo Continente. ¡Es hora!

Use Facebook to Comment on this Post

Advertisement

Martinez Moya

Cumbre Mar-a-Lago. Por Julio Martínez Pozo

Dos días antes del encuentro en Mar-a-Lago del presidente Donald Trump con mandatarios caribeños, la secretaría de prensa del gobierno estadounidense emitió un escueto comunicado que adelantaba de forma precisa los objetivos de la convocatoria:

1-Importantizar la región y estrechar aún más los lazos de amistad, colaboración en seguridad e incremento de la inversión; 2-Contrapesar la influencia de China (o lo que Estados Unidos define como sus prácticas depredadoras); y, 3-Ampliar la presión sobre Venezuela para propiciar el fin de la dictadura de Nicolás Maduro.


A los planes de inversión en ese comunicado se le ubicaba un objetivo: sector energético.

Transcurrida la reunión, es claro que el presidente Donald Trump no se presentó a ella con las manos vacías, sino como el único presidente norteamericano con iniciativa económica para la región después de Donald Reagan, en 1984, con su plan de desarrollo e inversión para la cuenca del Caribe.

Ha declarado a los países convocados: Mancomunidad de la Bahamas, República Dominicana, Jamaica, Haití y Santa Lucía, en “estatus prioritario” para los programas de inversión que Estados Unidos lleva a cabo a través del OPIC, su canalizador de aportes financieros para programa de desarrollo.

“Estados Unidos está junto a nuestros amigos caribeños y quiere avanzar en nuestros estrechos y antiguos lazos con la región, trabajando más estrechamente en prioridades como Venezuela y centrarnos en el crecimiento económico”, escribió el asesor de seguridad nacional de Trump, John Bolton, en Twitter.


En los próximos 90 días delegaciones de alto nivel peregrinarán por la región identificando los nichos de inversión en los que se expresará la capitalización estadounidense, cosa que parece estar claramente visualizada en República Dominicana: las termoeléctricas de Punta Catalina, para las que el Estado dominicano anda en busca de socio estratégico.

Siendo RD por mucho la economía de mayor volúmen en todo el Caribe, es prácticamente la única con desarrollo económico para atesorar las grandes inversiones que conlleva la industria energética.

Estados Unidos ha estado más vinculado que nadie a todo el proceso de Punta Catalina, la empresa que preparó la licitación, la que ha fabricado la planta, la que suple el carbón y la que ayudará a establecer el valor de la empresa y la normativa para la incorporación de un asociado al Estado, todas made in USA.

El sector eléctrico también es atractivo para la inversión china, que ha expresado su intención de financiar la rehabilitación de las redes para evitar las grandes pérdidas que enfrenta el sector por concepto de energía que nadie aprovecha.

Aunque no se haya hecho mención pública de ese tema un punto concreto de interés de los Estados Unidos es la modificación de la ley dominicana de compra y contrataciones públicas, para que sus inversionistas pueden licitar en un terreno de mayor transparencia y menos discrecionalidad de los incumbentes.

Sobre la suerte de Nicolás Maduro y su camarilla a RD no se le puede pedir más: ha cerrado filas sin ninguna vacilación con los países que han declarado ilegítimo el gobierno chavista y que han reconocido al presidente de la Asamblea Nacional, Juan Guaidó, como presidente interino.

Use Facebook to Comment on this Post

Continue Reading

Martinez Moya

Alerta política. Por Rosario Espinal

Arranca el vuelo. Apriétense los cinturones. Se anuncia mal tiempo. Comenzó la campaña electoral sin calendario ni apego a las leyes, viejas o nuevas. Salieron de la gatera las huestes reeleccionistas y antirreeleccionistas. ¿Choque de trenes? ¿Guerra a muerte? ¿Constitución violada? ¿División? ¿Democracia? ¡Oh no!

Habrá pelea fuerte en el PLD, en el PRM, y en muchos minoritarios que no saben qué hacer para disfrutar del poder.

El panorama se vislumbra incierto y no hay remedio. La gente ya quiere saber quién ganará en el 2020, pero aún no hay candidatos escogidos, ni siquiera están en el roster todos los precandidatos posibles.

Se siente la impaciencia. Se alborotan los activistas, los interactivos, los comentaristas, los terroristas de la palabra en las redes.

Los políticos están dislocándose. Todos fajados a ver si ganan por lo menos un palé. El mismo cántico resuena en las provincias y los municipios. Las mismas ambiciones dibujadas con engaños. ¡Más de lo mismo!

En el PLD sobran aspirantes. ¿Quién estará subvencionando tantos precandidatos sin futuro inmediato? ¿Y hay tantos cuartos para tirar al aire?

El cuadrilátero lo dominan Leonel y Danilo. Uno ya salió de cuerpo entero y el otro de medio cuerpo. Pronto se reencontrarán cara a cara como en el 2015: un ganador y un derrotado. Los demás a su redil; unos minutos de fama, algunos carteles y se acabó.

El PLD es ya prisionero del mal endémico: el caudillismo. La fábrica de presidentes fue un decir, metáfora para los anales de la historia. Danilo y Leonel marcan el ritmo jugando a las escondidas a plenas luz del día. Si no fuera porque la política tiene tantas consecuencias serias, el espectáculo sería digno de una ligera comedia. El acto se inicia patético, realmente patético. Leonel por volver y Danilo por quedarse. ¿Será un replay?

En el PRM falta un cuarto bate. Hipólito estropea los juegos. Abinader espera pacientemente y da toquecitos al pitcher que no alcanzan para llegar a primera. No hay avance y se desalientan las gradas. Mucha gente se queja, mucha gente espera. Los desempleados, los mal empleados, en este país de dádivas estatales. No es fácil estar abajo. Los dirigentes no se dan cuenta porque siempre están arriba, no importa del partido que sean.

La ilusión de una tercera fuerza se va marchitando nuevamente. Y si surgiera, se vislumbra horrenda. Algún fascista podría ser la respuesta al creciente descontento ciudadano por la corrupción y la delincuencia.

La política del cálculo en la que se ha embarcado el PLD generará eventualmente la búsqueda de pasión política. Algún “redentor” prometerá la “salvación”. Pero el país no ha llegado aún al punto de saturación. Para eso se necesita una crisis de la macroeconomía, aunque en teoría no lo entienda la inmensa mayoría.

En el 2020 habrá una guerra de papeletas, y quien más tenga se impondrá. Solo un potente jonronero en el PRM podría detener la avalancha del PLD, después que en el morado se produzca el remate y se coloquen en fila todos los candidatos para volver. Arriba con presión es lo más cercano a la gloria, piensan los peledeístas.

Alerta: el país entra en tiempo de peligro político.

Cuidado con exasperarse, pelear en la calle, o enemistarse por politiquería. No se le ocurra matar ni golpear a nadie en medio de un pique. No arriesgue su vida ni la de su familia. Evite contaminarse con los malos modales de las redes sociales.

Infórmese, reflexione y tome decisiones. Es el mejor antídoto al desparpajo político.

Use Facebook to Comment on this Post

Continue Reading

ENCUESTA LIBRE

¿Esta el país preparado para el voto automatizado?

Loading ... Loading ...

Facebook

Twitter #Dominicanos

Advertisement

Trending