Connect with us

PRINCIPALES

República Dominicana no reconoce el nuevo gobierno de Nicolás Maduro

WASHINTON, DC. EFE. La Organización de Estados Americanos (OEA) aprobó este jueves 10 de enero del 2019 una resolución para “no reconocer la legitimidad” del mandato del presidente de Venezuela, Nicolás Maduro, y llamar a que se celebren nuevos comicios “en una fecha cercana” con observación internacional.

República Dominicana, Argentina, Bahamas, Brasil, Canadá, Chile, Colombia, Costa Rica, Ecuador, Estados Unidos, Guatemala, Guyana, Haiti y Honduras, Jamaica, Panamá, Paraguay, Perú, República Dominicana y Santa Lucía votaron a favor de no reconocer la legitimidad del mandato de Maduro.

Poco después de que Maduro jurara hoy para un segundo período de seis años, el organismo interamericano instaló una reunión extraordinaria de su Consejo Permanente para discutir una resolución presentada por Argentina, Chile, Colombia, Costa Rica, EE.UU., Perú y Paraguay.

El documento fue respaldado por 19 países, entre ellos 13 de los 14 integrantes del Grupo de Lima, Estados Unidos, República Dominicana, así como Bahamas, Barbados, Jamaica y Haití.

Por su lado, Venezuela, Bolivia, Nicaragua, San Vicente y las Granadinas, Surinam y Dominica votaron en contra, mientras que México, San Cristóbal y Nieves, Trinidad y Tobago, Uruguay, Antigua y Barbudas, Belice y El Salvador se abstuvieron.

La reunión del Consejo, ahora bajo la Presidencia rotatoria de El Salvador, fue rechazada de la delegación de Venezuela, liderada por el embajador Samuel Moncada, como un “acto hostil e inamistoso”.

“No reconoceremos ninguna decisión que pudiera adoptarse en esta reunión”, apuntó Moncada, quien es viceministro para América del Norte y embajador de Venezuela ante las Naciones Unidas.

Al responder a la resolución, Moncada la consideró “una insensatez jurídica, un abuso de poder, un crimen de agresión y un golpe de Estado”.

El embajador de Nicaragua, Denis Moncada, secundó la posición venezolana y advirtió que la reunión supuso una “violación” a la Carta de la OEA.

Moncada, en otro momento de la sesión, denunció la intención de aplicar un “cinturón de aislamiento democrático” a Venezuela, para justificar un atentado contra Maduro o una intervención en ese país.

La delegación argentina, encabezada por la embajadora Paula María Bertol, planteó aplicar la Carta Democrática Interamericana en Venezuela y subrayó que “el prestigio y la relevancia de la OEA” están en juego.

El representante de Ecuador, Carlos Alberto Játiva, cuyo país respaldó la declaración en contra del Gobierno de Maduro, puntualizó que “solo los venezolanos pueden resolver sus desencuentros políticos”.

México, que tomó distancia de la declaración emitida el pasado 4 de enero por el Grupo de Lima sobre el nuevo mandato de Maduro y hoy se abstuvo en la votación, manifestó su disposición a apoyar iniciativas encaminadas a que el pueblo de Venezuela encuentre una solución a sus diferencias.

En declaraciones a los periodistas, el embajador de Estados Unidos ante la OEA, Carlos Trujillo, aseguró que Washington tiene “un compromiso” con el pueblo venezolano y que hará “todo lo posible” para que “regrese la democracia” al país.

En la resolución aprobada este jueves, los países integrantes de la OEA acordaron “no reconocer la legitimidad del período del régimen de Nicolás Maduro a partir del 10 de enero de 2019”.

Además, llamaron “a la realización de nuevas elecciones presidenciales con todas las garantías necesarias”, en una fecha cercana y “con presencia de observadores internacionales”.

Pero reafirmaron que “solo a través de un diálogo” se podrán acordar las condiciones para un nuevo proceso electoral.

Los integrantes del organismo demandaron “la inmediata e incondicional liberación de todos los presos políticos” y urgieron al “régimen venezolano” a que permita el “inmediato ingreso de ayuda humanitaria” para su pueblo.

Asimismo, instaron a que sus Estados miembros y observadores permanentes que adopten las “medidas diplomáticas, políticas, económicas y financieras” que consideren para “contribuir a la restauración del orden democrático” en Venezuela.

En el documento acordaron “expresar la activa solidaridad con el pueblo venezolano y su compromiso de mantener bajo seguimiento la situación” del país, así como “apoyar medidas diplomáticas que faciliten la restauración de las instituciones democráticas y el pleno respeto a los derechos humanos”.

En una breve intervención, el secretario general de la OEA, Luis Almagro, se declaró “honrado” de haber asistido a la declaración de “ilegitimidad absoluta de Maduro” y defendió que solo la democracia puede garantizar el ejercicio de la soberanía en Venezuela.

“Es ahora el momento para la democracia en Venezuela, es ahora el momento para que Venezuela y la comunidad internacional actúen en sintonía, pensando en el interés mayor del pueblo venezolano y la reinstalación de sus derechos humanos básicos y la democracia”, agregó Almagro, y subrayó que la Asamblea Nacional (AN, Parlamento) en el único poder del Estado legítimo.

Use Facebook to Comment on this Post

Advertisement

PRINCIPALES

Procurador: “Atentado no era contra David Ortiz, sino contra un amigo que estaba en la misma mesa “

El procurador general de la República Jean Alain Rodríguez informó hoy que el intento de asesinato perpetrado el pasado domingo 9 de junio en el bar Dial and Lounge, no estaba dirigido a David Ortiz, sino a un amigo del Big Papi que ese día se encontraba en la misma mesa.

Se trata de Sixto David Fernández, quien también frecuentaba ese lugar y quien, al ser integrrogado por las autoridades, identificó a Victor Hugo Gómez como la persona que pudo haber intentado asesinarlo.

De acuerdo al Procurador, Victor Hugo Gómez, autor intelectual del erróneo atentado contra el Big Papi, es un prófugo de la justicia estadounidense y estuvo preso en el 2012 por narcotrafico, coincidiendo en prisión con tres de los señalados como autores materiales de disparar a David Ortiz.

Se recuerda que recientemente David Fernández reveló que cuando el exbeisbolista Ortiz resultó herido, él estaba sentando a su frente, en shock ya que no creía lo que estaba pasando.

“Yo estaba sentado frente a él. Todo el mundo corrió. Yo me quedé en shock porque no creía, ni me imaginaba que le iban a tirar un tiro a David. Cuando el estaba el suelo fui yo quien lo recogió…”, explicó Fernández.

Sobre la posibilidad de que él fuera el objetivo real del atentando dijo: “Yo soy una persona que nada más tiene un solo número de teléfono. Que trabaja honestamente. No soy un hombre que esté bien económicamente. Soy un hombre normal, común y corriente. Estoy a la disposición de cuándo me quieran investigar, yo voy. Pero yo no tengo ni un solo enemigo, ni un gato. No sé de dónde vienen estos rumores”, aseguró durante una llamada al programa radial el Sol de la Mañana.

Detalles del caso.

Ayer fue detenido Franklyn Junior Merán alias Rubirosa, a quien se le imputa ser el propietario de uno de los vehículos que se utilizó para perpetrar el hecho de sangre.

El que se presume ser el último eslabón en el plan para ejecutar al expelotero dominicano, no necesariamente el autor intelectual, es Alberto Miguel Rodríguez Mota, a quien sus familiares le piden que se entregue a las autoridades.

Rodríguez sería la persona que pagó alrededor de RD$400,000 para orquestar la trama que culminó con el disparo que le hizo a Ortiz Rolfi Ferreira Cruz, y que también hirió al comunicador Jhoel López.

El hecho ocurrió el domingo 9 de este mes en el Bar Dial and Lounge, ubicado en la avenida Venezuela, en el municipio Santo Domingo Este.

Hasta el momento también han sido apresados por presunta vinculación en el crimen Oliver Moisés Mirabal Acosta, Joel Rodríguez de la Cruz, Porfirio Ayendy Dechamps Vásquez, Reinaldo Rodríguez Valenzuela, Lanny Estefanny Pérez Reyes, Gabriel Alexander Pérez Vizcaíno, Eddy Vladimir Féliz García, y Carlos Rafael.

Use Facebook to Comment on this Post

Continue Reading

PRINCIPALES

Medio estadounidense defiende a RD : “No, la República Dominicana no se ha vuelto más peligrosa”

Por alex johnson

El domingo temprano, Skylar Martin de Hanover, Virginia, fue trasladada al hospital después de pasar seis horas miserables en su habitación y perder el conocimiento en un centro turístico en la República Dominicana.

Martin y su esposo se casaron el mes pasado y estaban en el país en su luna de miel.

“Tenía fiebre”, dijo Martin a WWBT, afiliada de NBC, de Richmond, Virginia. “Estuve dentro y fuera de la conciencia por un tiempo. Me despertaba con vómitos. Mi cuerpo se despertaba para sacar más”.

Ella dijo que los médicos en la República Dominicana especularon que podría haber sido una infección de la sangre, pero aún se desconoce la causa exacta de su enfermedad.

La compañía que dirige el hotel en el que se hospedaban los Martins, el Hard Rock Hotel & Casino en Punta Cana, dijo el martes que “lamenta que no hayamos alcanzado los estándares extremadamente altos que establecimos para nosotros mismos”. Se disculpó y dijo que “tomó medidas correctivas de inmediato”, incluido un proceso completo de desinfección e inspección de todas las áreas comunes.

El resort de Punta Cana es el mismo donde Robert Bell Wallace, de 67 años, murió en abril . Es uno de los siete estadounidenses que murieron en la República Dominicana este año calendario y al menos el noveno en los últimos 12 meses, cifras que han despertado preocupación entre los posibles turistas.

“Solo queremos algunas respuestas”, dijo Jason Allen, hermano de Joseph Allen, de 55 años, de Avenel, Nueva Jersey, quien fue encontrado muerto en el resort Terra Linda en Sosúa el 13 de junio.

Es probable que esas respuestas no sean satisfactorias, porque en términos generales, no hay nada inusual en la República Dominicana. De hecho, es menos probable que mueras allí que si te hubieras quedado en casa.

El Departamento de Estado ha contabilizado todas las muertes de ciudadanos estadounidenses en el extranjero por las llamadas causas no naturales desde 2007. En comparación con los siete estadounidenses que han muerto en lo que va del año, 15 murieron hasta junio en 2011 y 2015 por causas como accidentes automovilísticos, suicidios, Homicidios y ahogamientos. En 2009, 14 estadounidenses murieron hasta junio. En 2016, el número era 13.

Esos números no incluyen las muertes por causas naturales como las que se sospecha en algunos de los casos recientes; Es probable que los totales de muertes en general sean incluso más altos.

“No hemos visto un aumento en el número de muertes de ciudadanos estadounidenses reportadas al departamento”, dijo un funcionario del Departamento de Estado a NBC News el martes.

El Departamento de Estado dijo que un promedio de 2.7 millones de estadounidenses visitan la República Dominicana cada año. En la década hasta 2018, 194 estadounidenses murieron o fueron asesinados allí, un promedio de poco más de 19 por año, según las estadísticas del Departamento de Estado, lo que equivale a una tasa de mortalidad de alrededor de 7,04 por cada 1.000 personas.

Los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades, o CDC, informan que en 2017, el último año para el que se dispone de cifras completas, la tasa de mortalidad general en los EE. UU. Fue de 8.49 por 1.000, aproximadamente un 20 por ciento más alta que la tasa de mortalidad de los estadounidenses en la República Dominicana .

Sin embargo, eso no arroja ninguna luz sobre las docenas de estadounidenses que se han enfermado en el país en los últimos meses. Ni el Departamento de Estado ni ninguna otra agencia, de EE. UU. O República Dominicana, recopila esos datos, por lo que no hay forma de saber si los informes de enfermedades recientes están fuera de lo común.

Use Facebook to Comment on this Post

Continue Reading

ENCUESTA LIBRE

¿Esta el país preparado para el voto automatizado?

Loading ... Loading ...

Facebook

Twitter #Dominicanos

Advertisement

Trending