Connect with us

TECNOLOGÍA

Así son los “bots” fraudulentos que simulan clics humanos en internet

Más allá de sus fines ilícitos para manipular ideologías con el bombardeo de mensajes en redes sociales, los “bots” o programas que repiten tareas son usados también por los ciberestafadores para generar tráfico “fantasma” y para nuevas acciones fraudulentas hasta ahora complejas para el software.

Así se recoge en un informe presentado por la plataforma publicitaria Sizmek con motivo mañana del Día de Internet Segura, que desvela nuevas acciones fraudulentas añadidas a esos clics deshonestos para simular visitas humanas que realizan “bots”, muchas veces organizados en redes telecontrolados por ciberestafadores para generar ingresos publicitarios en perjuicio de medios y marcas.

Por ejemplo, los “bots” pueden rellenar ya formularios en internet cuando se les programa para ello o añadir automáticamente productos en carritos de compra de páginas web comerciales, y todo ello simulando una navegación humana en internet cuando quienes actúan son solo máquinas.

Estos robots son muchas veces “difíciles de rastrear” porque mutan sus direcciones IP en internet y es complicado identificarlos aun cuando se sospeche de su existencia en situaciones anormales como repentinos incrementos desorbitados de nuevos clics sobre un anuncio sin motivos que lo justifiquen.

De acuerdo a los datos manejados por Sizmek, el fraude afecta aproximadamente a uno de cada tres euros (3,4 dólares) gastados en publicidad digital; en 2018, los anunciantes perdieron alrededor de 50 millones de euros (57,2 millones de dólares) al día por este motivo, una cifra que está previsto que se duplique en 2022.

Los ciberestafadores son “expertos que buscan continuamente nuevas formas y métodos sofisticados para lucrarse con el dinero de los anunciantes y de los medios”, advierte el director general de Sizmek para España, Juan Sevillano.

            Otras técnicas fraudulentas en esta industria más allá de los “bots” son los sitios web “fantasma”, además de los modelos de superposición de anuncios que generan clics inútiles a los anunciantes o las web con dominios que falsean a otros de renombre.

            En el caso de la superposición de anuncios, el ciberestafador coloca múltiples anuncios uno sobre otro y cobra por cada uno de ellos aunque solo se visualiza uno, el primero del bloque, mientras el resto queda oculto.

            Los dominios falsos también están a la orden del día. Por ejemplo, un anunciante puede firmar un contrato para ejecutar una campaña en un reconocido sitio web de entretenimiento con un tráfico mensual muy alto, pero sus anuncios terminan en una página desconocida disfrazada con un nombre que trata de imitar al auténtico.

            En cuanto a los sitios “fantasma”, el supuesto tráfico de audiencia es promovido por “bots” controlados por ciberestafadores que mimetizan el comportamiento humano en internet para hacer creer que existen y que son relevantes.

            Use Facebook to Comment on this Post

            Advertisement

            TECH

            Este fue el error por el que no se vendió el ‘Porsche nazi’ valuado en 17 millones de dólares


            El vehículo que hizo Ferdinand Porsche por encargo del Cuerpo Nacionalsocialista del Motor no tuvo comprador.

            Durante una subasta el sábado en Monterey, California, los subastadores en la principal venta de RM Sotheby’s apagaron las luces y mostraron un video promocional que habían hecho antes de la tan esperada venta del Porsche Tipo 64 de 1939.

            Se esperaba que el controvertido cupé color plata -hecho por encargo delCuerpo Nacionalsocialista del Motor de laAlemania nazi– se vendiera por unos 20 millones de dólares, antes de que un error de la casa de subastas trastornara la sala abarrotada, dejando a algunos coleccionistas creer que fue algún intento de mala broma.

            “Es el único modelo que sobrevive que manejó personalmente Ferdinand Porsche“, dijo el maestro de ceremonias, y luego anunció que las ofertas se abrirían en “30 millones de dólares”, una cifra que se escribió en la pantalla del salón de subastas.

            En esa confusión, el subastador se desdijo. En realidad había querido decir que la subasta empezaba en 13 y no en 30 millones de la misma manera que el comprador había ofrecido 17 y no 70 millones.

            El daño ya estaba hecho. La pantalla pasó instantáneamente de 70 a 17. La multitud aullaba por el despropósito. La gente se puso en pie pero esta vez para marcharse con abucheos de fondo. La pieza estrella no se había rematado. “A medida que abrió la licitación del Porsche Tipo 64, los incrementos se mostraron incorrectamente en la pantalla, causando una desafortunada confusión en la sala”, dijo la compañía en un comunicado.

            Los comentarios de los coleccionistas justo después del episodio incluyeron “qué estafa”, “simplemente se cortaron la garganta” y “funcionó para Banksy; no funcionó para RM”, una referencia a la venta de Sotheby’s en 2018, que vio una obra de arte de Banksy destrozada en un truco sorpresa justo después de que fue vendida.

            La subasta para el Tipo 64 se terminó en minutos, después de que no aparecieran ofertas por encima de los 17 millones de dólares en la sala. El automóvil figura como “Todavía a la venta” en el catálogo de subastas en línea de RM Sotheby’s.

            Porsche y el Museo Porsche tuvieron cuidado de distanciarse de la venta, y se negaron durante semanas a comentar a Bloomberg sobre su nomenclatura y su relativa importancia en la historia de la compañía. Lo que queda por ver es lo que sucederá con el próximo auto, y cómo RM Sotheby’s se recuperará de la debacle.

            Use Facebook to Comment on this Post

            Continue Reading

            TECH

            Ataque del software malicioso ransomware afecta a gobiernos locales en todo Texas

            Al menos 20 entidades gubernamentales locales en todo Texas se vieron afectadas el viernes por lo que los funcionarios estatales llaman un ataque del software malicioso ransomware “coordinado”. Solo se han publicado pocos detalles debido a preocupaciones de seguridad y las autoridades están trabajando para resolver el problema.

            El Departamento de Recursos de Información de Texas (DIR) dijo que estaba a cargo de la respuesta al ataque de ransomware con la ayuda de la División de Manejo de Emergencias. No se supo de inmediato qué comunidades fueron afectadas por ransomware y si alguna información crítica se había vuelto inaccesible.

            “DIR, el Departamento Militar de Texas y los equipos del Centro de Operaciones de Seguridad y Seguridad Cibernética del Sistema Universitario de Texas A&M están desplegando recursos en las jurisdicciones más afectadas”, dijo DIR en un comunicado. “Se desplegarán más recursos a medida que se soliciten”.

            “DIR está totalmente comprometido a responder rápidamente a este evento y proporcionar los recursos necesarios para que estas entidades vuelvan a estar en línea”, agregó la agencia.

            El ransomware es un tipo de malware que impide el acceso a un sistema informático o datos hasta que se paga un rescate. La recuperación puede ser difícil o prácticamente imposible a menos que los responsables envíen una clave de descifrado a la víctima. Algunas víctimas han intentado pagar el rescate, pero no hay garantía de que los responsables cumplan su promesa y proporcionen una clave.

            Uno de los casos más conocidos de ransomware fue el gusano WannaCry en 2017, que infectó computadoras en todo el mundo

            Use Facebook to Comment on this Post

            Continue Reading

            ENCUESTA LIBRE

            ¿Esta el país preparado para el voto automatizado?

            Loading ... Loading ...

            Facebook

            Twitter #Dominicanos

            Advertisement

            Trending