Connect with us

CIENCIAS

Este era el Imperio Mexicano en 1794: Mayor que Estados Unidos

Alguna vez México fue más grande que Estados Unidos en territorio, eso nos cuentan los libros de historia y los documentos históricos que ilustran la antigua división geopolítica de las naciones de Norte América. Sabemos que en aquella época no se trataba del territorio mexicano, sino del territorio del Reino de la Nueva España.

Años antes del inicio de la Guerra de Independencia en México, el país tenía una extensión territorial de 4 925 283 km² y se componía de 24 provincias y la capital del imperio. Tan sólo para darnos una idea, actualmente el territorio nacional es de 1 964 375 km².

Sorprendente que alguna vez el territorio fuera casi tres veces más grande de lo que actualmente conocemos, y esto se debe a que no sólo parte occidente de Estados Unidos, sino también toda la región de Centroamérica pertenecía al antiguo imperio de la Nueva España, posterior a la Independencia, al Imperio Mexicano.

Para resumir datos históricos, los acontecimientos que hicieron perder gran parte del territorio nacional fueron:

La separación de las cinco provincias integrantes de la Capitanía General de Guatemala (Guatemala, Honduras, El Salvador, Nicaragua y Costa Rica) al finalizar el Imperio en 1823.

La independencia de Texas en 1836. Y la pérdida de más de la mitad de territorio nacional, luego de la invasión de Estados Unidos (los actuales estados de California, Arizona, Nuevo México, Nevada y Utah, y porciones de Colorado, Oklahoma, Kansas y Wyoming) en 1848.

El Viajero de México@ViajeroDMexico

Tan sólo para darnos una idea, así de extenso era el antes y después de la Independencia. Poco a poco se fueron perdiendo grandes regiones que actualmente son de y

Ver imagen en Twitter

Ahora tan sólo existe en nuestra memoria histórica lo que alguna vez fue territorio mexicano, un territorio que en la fantasía colectiva soñamos con recuperar.

Esto es tan sólo un poco de cultura general para conocer datos históricos y geográficos importantes de nuestro país.

Use Facebook to Comment on this Post

Advertisement

CIENCIAS

Identificado un fármaco en fase clínica que bloquea los efectos de la Covid-19

Investigadores del Institut de Bioenginyeria de Catalunya (IBEC) junto a un equipo internacional de científicos han identificado un fármaco que bloquea el virus SARS-CoV-2 en las primeras fases de la infección. Utilizando cultivos celulares y orgánulos, réplicas en miniatura de órganos reales desarrolladas a partir de células humanas, han comprobado que este fármaco es capaz de reducir hasta 5000 veces la cantidad de virus presente en el tejido.

Estos resultados prometedores, publicados en la revista Cell, han hecho que la compañía biotecnológica que ha desarrollado el fármaco, Apeiron Biologic, anunciara ya ayer que comenzará de manera inminente un ensayo clínico con 200 pacientes con fases avanzadas de Covid-19 en Europa.

El fármaco, llamado APN01, ya existía: había sido desarrollado para la epidemia de SARS del 2003, causada por un coronavirus muy similar al que está detrás de la actual pandemia de Covid-19, que hasta el 3 de abril ha provocado más de un millón de casos y ocasionado la muerte a más de 53.000 personas en todo el planeta. En 2003, el APN01 ya había sido probado en un ensayo clínico de fase I-II para comprobar su toxicidad y eficacia.

Comenzará de manera inminente un ensayo clínico con 200 pacientes con fases avanzadas de Covid-19 en Europa.

Este fármaco lo que hace es bloquear el mecanismo de entrada del virus en las células humanas. Este mecanismo fue descubierto por investigadores de la Universidad Columbia Británica (Canadá), coautores de este nuevo trabajo, que entonces hallaron que la proteína S del virus (dispuesta sobre la superficie y que le da el aspecto de corona) se une a un receptor de la célula humana llamado ACE2 (por sus siglas en inglés, enzima convertidora de angiotensina).

Ese receptor no está en todas las células humanas, sino que se expresa en pulmón, corazón, vasos sanguíneos, riñones e intestino, que son precisamente los tejidos afectados por la Covid-19.

Para comprobar si en este nuevo coronavirus, el SARS-CoV-2, éste era también el mecanismo de infección, los investigadores usaron muestras de tejidos de pacientes con Covid-19, a partir de las que aislaron e infectaron en el laboratorio células humanas y también, y ahí es donde entra el grupo de la investigadora Icrea Núria Montserrat del IBEC, orgánulos de riñón humanos.

El hecho de que el receptor ACE2 se exprese fuertemente en riñones y que se pueda hallar ARN del SARS-CoV-2 en la orina es lo que llevó a los investigadores a usar los orgánulos de riñón como modelo.

“Teníamos muchas preguntas acerca de cómo el virus entra en la célula, si utilizaba mecanismos distintos a la hora de infectar células de riñones, pulmones o corazón. Los orgánulos nos han permitido averiguar que el mecanismo es el mismo y probar una molécula en un contexto humano, porque son células humanas del propio tejido infectado de los pacientes, pero a una velocidad muy superior a la de un ensayo con personas”, explica a La Vanguardia Montserrat.

La investigadora Icrea Núria Montserrat, del Institut de Bioenginyeria de Catalunya (IBEC), es un referente mundial en el desarrollo de orgánulos de riñones en el laboratorio.

La investigadora Icrea Núria Montserrat, del Institut de Bioenginyeria de Catalunya (IBEC), es un referente mundial en el desarrollo de orgánulos de riñones en el laboratorio. (IBEC)

Así, los investigadores vieron, que efectivamente, la proteína S del nuevo coronavirus se une a las células humanas que tienen este receptor ACE2. “Nuestros resultados arrojan luz sobre cómo el SARS-CoV-2 infecta las células del organismo, incluidas las de los vasos sanguíneos y los riñones”, afirma en un comunicado Ali Miramizi, investigador del Instituto Karolinska, que llevan estudiando coronavirus y otros patógenos como ébola desde hace décadas.

A continuación, aplicaron el fármaco a los cultivos celulares y los orgánulos de riñón y vieron que era capaz de reducir la carga viral entre 1000 y 5000 veces, en función de la cantidad total de virus y de fármacos usados; también que reducía la replicación viral.

El fármaco era capaz de reducir la carga viral entre 1000 y 5000 veces.

El fármaco solo se ha podido probar en las fases iniciales de la infección, porque los orgánulos solo se pueden mantener en cultivo como máximo 15 días, pero los investigadores confían en que el fármaco antiviral también podría ser eficaz en fases más avanzadas que, es de hecho, lo que tratará de probar el ensayo que comenzará en las próximas semanas en Europa.

El siguiente paso será, en lugar de infectar cultivos celulares y orgánulos con virus aislados de una muestra de pacientes, trabajar directamente con muestras de tejidos infectados. En este sentido, el IBEC colabora con el Hospital Clínic de Barcelona y otros centros españoles para obtener esas muestras de Covid-19.

También utilizarán los orgánulos para estudiar qué ocurre en personas diabéticas, que tienen un peor pronóstico, o en condiciones de hipoxia o falta de oxígeno, ocasionada por infecciones más agresivas. “Intentaremos ver si el fármaco funciona igual a igual dosis. Incluso podríamos intentar conectar los orgánulos de riñón, pulmón, para ver el efecto

Use Facebook to Comment on this Post

Continue Reading

CIENCIAS

Diseñan un aparato que permite tratar pacientes de coronavirus fuera de la UCI

La University College London (UCL), el University College Hospital de Londres y Mercedes Formula One, han logrado diseñar en tiempo récord un dispositivo que suministra oxígeno a los pulmones sin necesidad de utilizar un respirador tradicional y que permitirá tratar a pacientes con coronavirus sin necesidad de que ingresen a una unidad de cuidados intensivos (UCI).

El dispositivo, conocido como presión positiva continua en las vías respiratorias (CPAP), empuja una mezcla de oxígeno y aire a través de la boca y la nariz a una velocidad continua, lo que permite aumentar la cantidad de oxígeno que ingresa a los pulmones pero sin necesidad de que la persona sea sedada, como sucede con los respiradores tradicionales, que además son más invasivos porque requieren que el paciente sea intubado.

La UCL informó en un comunicado que desde el miércoles 18 de marzo, los ingenieros de UCL y HPP y los médicos de UCLH han estado trabajando las 24 horas en el centro de ingeniería MechSpace de la UCL para «hacer ingeniería inversa de un dispositivo que puede ser producido rápidamente por miles». Su uso además ha sido aprobado por la Agencia Reguladora de Medicamentos y Productos Sanitarios (MHRA).

Esta «ayuda respiratoria», como le llaman sus creadores, se fabricó dentro de un período de tiempo muy rápido: pasaron menos de 100 horas desde la reunión inicial hasta la producción del primer dispositivo. En este momento, se entregarán cien dispositivos a UCLH para hacer ensayos clínicos, e inmediatamente se producirá un «rápido despliegue a hospitales de todo el país antes del aumento previsto de los ingresos hospitalarios» por el Covid-19.

«La colaboración, apoyada por el Centro de Investigación Biomédica UCLH del Instituto Nacional de Investigación en Salud, demuestra la forma en que las universidades, el NHS y la industria se han unido para ayudar a la respuesta nacional al brotede coronavirus, proporcionando tecnologías vitales para el NHS que puede permitirles atender a pacientes que requieren asistencia respiratoria», reza el comunicado.

Los informes de Italia indican que aproximadamente el 50% de los pacientes que recibieron ayuda respiratoria mediante un dispositivo CPAP no necesitaron de ventilación mecánica invasiva. Sin embargo, estos dispositivos son escasos en los hospitales del Reino Unido y esta versión supone una considerable mejora de los ya existentes.

Una paciente ingresada por coronavirus
Una paciente ingresada por coronavirus – AFP

La profesora consultora de cuidados intensivos de UCLH, la profesora Mervyn Singer, aseguró que «estos dispositivos ayudarán a salvar vidas al garantizar que los respiradores, que son un recurso limitado, se usen solo para los enfermos más graves» y añadió que «esperamos que hagan una verdadera diferencia en los hospitales de todo el Reino Unido al reducir la demanda de personal de cuidados intensivos y camas, así como ayudar a los pacientes a recuperarse sin la necesidad de una ventilación más invasiva».

«Estamos agradecidos de haber podido reducir un proceso que podría llevar años en cuestión de días», aseguró por su parte el profesor Tim Baker, de Ingeniería Mecánica de UCL, que explicó que «trabajamos durante todas las horas del día, desmontando y analizando un dispositivo sin patente. Mediante simulaciones por computadora, mejoramos aún más el aparato para crear una versión de vanguardia adecuada para la producción en masa». Además, señaló que «tuvimos el privilegio de poder recurrir a la capacidad de la Fórmula Uno, una colaboración posible gracias a los estrechos vínculos entre UCL Mechanical Engineering y HPP».

Use Facebook to Comment on this Post

Continue Reading

ENCUESTA LIBRE

Esta usted de acuerdo con un debate presidencial

Loading ... Loading ...

Facebook

Twitter #Dominicanos

Advertisement

Trending