Connect with us

PRINCIPALES

Detienen estudiante con rifle AK-47 frente a escuela secundaria de Texas; también una réplica de AR-15

Un estudiante fue arrestado luego de que lo atraparan con un rifle AK-47 afuera de su escuela secundaria cerca de Dallas, solo un día después de uno de los tiroteos escolares más mortíferos en la historia de los Estados Unidos.

El incidente ocurrió alrededor de las 10:55 am del miércoles cuando alguien en un negocio en Richardson llamó a la policía para denunciar a un hombre que sostenía lo que parecía ser un rifle. Fue visto por última vez caminando hacia la escuela secundaria Berkner.

“A los pocos minutos de que se envió la llamada, numerosos oficiales de policía de varias unidades dentro del Departamento de Policía de Richardson respondieron a la Escuela Secundaria Berkner e iniciaron una búsqueda e investigación sobre este incidente”, dijo la policía en un comunicado.

Los oficiales, con la ayuda del Distrito Escolar Independiente de Richardson, pudieron identificar al sospechoso como un estudiante menor de edad de la Escuela Secundaria Berkner. Fue encontrado dentro de la escuela, pero inicialmente no se encontraron armas.

“Una investigación adicional condujo al descubrimiento de un vehículo utilizado por el sospechoso en el estacionamiento de 1551 East Spring Valley Road”, dijo el comunicado. “Dentro del vehículo, los oficiales observaron lo que parecía ser una pistola estilo AK-47 y una réplica del rifle Orbeez estilo AR-15”.

El estudiante fue arrestado y acusado de portación ilegal de armas en una zona escolar libre de armas, un delito grave en la cárcel estatal. La policía se negó a divulgar otra información debido a su edad, lo que indica que el sospechoso es menor de 18 años.

No hubo información inmediata sobre por qué el estudiante tenía las armas con él.

El arresto se produce solo un día después de que un hombre de 18 años abriera fuego en una escuela primaria al oeste de San Antonio, matando a 21 personas e hiriendo a otras 17 en uno de los peores tiroteos en la historia de Estados Unidos. La mayoría de las víctimas eran niños pequeños.